Pronunciamiento: Solidaridad con el pueblo de Espinar y que se investiguen las acciones de violencia contra la población

Foto: Difusión

La Plataforma Nacional de Personas Afectadas por Metales, Metaloides y Otras Sustancias Químicas Tóxicas que representa a trece zonas de exposición crónica a metales pesados y otras sustancias tóxicas, en donde nuestras poblaciones sufren los impactos de la contaminación ambiental (agua, suelo y aire) en su salud, especialmente en entornos mineros (a nivel de cuencas hidrográficas), metalúrgicos y petroleros como son: Amazonas; Bagua (Imaza, Chiriaco), Ancash; San Marcos Cajamarca; Bambamarca y Hualgayoc, Cuzco; Espinar, Junín; La Oroya, Ondores, Valle del Mantaro, Chanchamayo, La Libertad; Huamachuco, (Shiracmaca, El Toro, Santa Cruz, Paranshique y Coigobamba), Lambayeque; Mórrope,  Lima; Callao, Lima Provincias; San Mateo,  Loreto; Cuatro cuencas  Moquegua; Torata, Pasco; Cerro de Pasco, Puno; San Román (Caracoto Juliaca) – Puno, (Capachica, Huata, Coata), Melgar, (Cuenca del río Llallimayo) y la Mesa Técnica de Salud Ambiental y Humana conformado por diversas organizaciones de la sociedad civil. Nos pronunciamos para indicar lo siguiente:

  1. Hemos estado atentos a las demandas de la provincia de Espinar frente a los impactos generados al medio ambiente y cuyos efectos han estado ocasionando daños a la salud humana por la presencia de metales tóxicos en su organismo. Esta situación también la vivimos en nuestros territorios y por ello, sabemos que la indiferencia nos ha mantenido en un segundo plano por parte del gobierno, desatendiendo las demandas que buscan garantizar un ambiente adecuado para poder vivir sin perturbaciones.
  1. En ese sentido, como afectados y afectadas a la salud por metales tóxicos estamos siendo doblemente vulnerados por la pandemia y por la débil respuesta a nuestra situación de salud. Nosotras y nosotros vivimos con exposición e intoxicación crónica debido a los proyectos mineros e hidrocarburíferos, que pone en grave riesgo nuestra salud mientras no se establezca un adecuado control ambiental en nuestros territorios.
  1. Por ello, nos SOLIDARIZAMOS con las justas demandas de nuestros hermanos y hermanas de Espinar, que enfrentan un momento difícil de violencia. La situación de crisis económica, por la emergencia sanitaria, ha llevado a que la población exija el desembolso de un bono solidario utilizando los fondos del Convenio Marco, constituido a partir de un acuerdo suscrito por los actores provinciales y la compañía minera hace 17 años. Sin embargo, a pesar que es dinero del fondo de desarrollo provincial, la compañía se opone.
  1. Asimismo, RECHAZAMOS el actuar de la Policía Nacional del Perú y por ende del Ministerio del Interior quienes la noche del miércoles 22 de julio ingresaron de manera violenta a la ciudad de Espinar y con el uso de bombas lacrimógenas, disparos al aire, agresiones verbales, entre otros actos violentos han intimidado y generado el miedo en la población local, sobre todo en los más jóvenes, quienes a través del registro de videos denuncian las agresiones y hasta el hurto de sus pertenencias, las mujeres y madres de familia indican que detuvieron a sus hijos por varias horas. Al momento el hospital de Espinar ha confirmado 5 heridos, 3 de ellos con heridas de bala y los otros dos aparentemente con impactos de perdigones y bombas lacrimógenas.
  1. Finalmente, EXIGIMOS el cese de la violencia en Espinar y con ello que se INICIE con las investigaciones hacia el personal policial y todos los involucrados en especial con atención prioritaria del Ministerio del Interior, ya que todo lo ocurrido el miércoles 22 de julio provocó daño físico y mental hacia nuestros hermanos y hermanas de Espinar. Asimismo, instamos a retomar el diálogo a todas las partes involucradas en el conflicto para buscar una salida dialogada a las demandas del pueblo de Espinar.

Los siguientes colectivos, asociaciones, personas e instituciones suscriben el pronunciamiento:

  • Plataforma por la Salud Ambiental y Humana – Región Junín
  • Junta vecinal asentamiento humano Cerro Baúl. Torata – región Moquegua.
  • Comité Conservacionista de Villa el Sol – La Oroya.
  • Cuencas contaminadas y afectadas de Chilla – Juliaca, Cabanillas – Juliaca, Llallimayo – Melgar, Ramis – Azángaro, Suches – Huancané, Laguna Umayo – Paucarcolla, Distritos de Titillaca, Atuncolla, provincia de Puno
  • Movimiento por la Salud de La Oroya
  • Mesa de Diálogo de la Mujer de Huancayo
  • Mesa de Dialogo Ambiental de la Región Junín – MEDIAREJ
  • Luis Lazo – Coordinador Nacional de Foro Salud
  • Mesa temática de salud ambiental y cambio climático de Foro Salud
  • Frente Callao Dignidad
  • CooperAcción
  • Red Muqui
  • Derechos Humanos sin Fronteras – DHSF Cusco
  • Centro Labor de Paseo
  • Grufides de Cajamarca
  • Perú Equidad
  • Centro Amazónico de Antropología y Aplicación Práctica – CAAAP
  • OXFAM en Perú
  • Red Uniendo Manos
  • Derechos Humanos y Ambiente – DHUMA de Puno
  • RedGE
  • Comisión Episcopal de Acción Social – CEAS
  • Plataforma de Federaciones Indígenas de Cuatro Cuencas PUINAMUDT
  • Proyecto amigo
  • Earthrights International – ERI
  • Asociación Pro Derechos Humanos – APRODEH

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.