Resolución de TC declara procedente que empresas mineras Antapaccay y Las Bambas deberán pagar sus deudas

FOTO: ANDINA

Redacción DHSF

Según la Sunat, Antapaccay debe, 728 millones 026 mil 330 soles, y, Las Bambas, 698 millones 986 mil 212. Este dinero podría servir para atender a miles de peruanos afectados por la pandemia.

Las 185 empresas, que esperaban deshacerse de sus deudas tributarias por más de 9.256 millones de soles, deberán pagarlas luego del fallo del Tribunal Constitucional (TC). Con cuatro votos de los tribunos fue declarada infundada la demanda contra la primera disposición complementaria del Decreto Legislativo 1421, que estableció los plazos que tiene la Sunat para fiscalizar a un contribuyente, determinar su deuda tributaria y posteriormente realizar el cobro.
Los magistrados del TC discutieron la validez del decreto que en 2018 aclaró que el plazo para realizar las labores de fiscalización, sanción y cobro de deudas no se contabiliza de manera lineal, por lo que los cuatro años que tiene la Sunat para exigir los pagos, se debían contar desde que la infracción sea notificada.
La parte demandante, el Colegio de Abogados de Trujillo, sostenía que el periodo de cuatro años empezaba a contarse desde el inicio de la inspección. Si esto último si admitía las deudas iban a desaparecer por prescripción de plazos.
La lista de empresas deudoras es larga. Entre ellas se encuentran la compañía de minas Buenaventura S.A.A, Scotiabank Perú S.A.A, Compañía Minera Antapaccay S.A., Minera Las Bambas S.A., Telefónica del Perú, Latam Airlines Perú S.A., Consorcio Minero S.A. En Liquidación, Empresa Minera Los Quenuales S.A., entre otras.
La Compañía de Minas Buenaventura es la que más le debe al Estado peruano. No pagó hasta ahora 2 083 millones 106 mil 484 soles, y es la que pretendía que el 100% de esta sea anulada por una supuesta prescripción de plazos.
En Cusco, la empresa que más adeuda el Estado es Antapaccay. Según el registro de Sunat, su deuda asciende a 728 millones 026 mil 330 soles, de los cuales 2 millones 961 mil 028 han querido ser borrados invocando la prescripción.
Asimismo, la minera Las Bambas S.A. debe 698 millones 986 mil 212. Esta firma no invocó, según Sunat, la prescripción.
La Sunat, como consecuencia del fallo del TC y como ente administrador y recaudador de los tributos, debe empezar a cobrar a esas empresas deudoras. El listado de contribuyentes, cuya deuda se encontraba con riesgo de prescripción, es enorme.
El dinero que deben estas empresas podría servir para beneficiar a muchas familias peruanas que han sido afectadas por la pandemia del COVID-19.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.