Mesa de diálogo en Espinar: aplazan agenda de los afectados por metales tóxicos y restringen participación de la sociedad civil

Foto: PCM

Redacción DHSF

Los acuerdos de la reunión entre la Comitiva de Alto Nivel de la Presidencia del Consejo de Ministros, las autoridades y miembros del Comité de Gestión del Convenio Marco lograron calmar los ánimos de un conflicto que lleva casi un mes. Sin embargo, la entrega de un bono de S/ 1000, a través de tarjetas de uso múltiple, solo es un peldaño en el proceso de negociaciones que continuarán en los siguientes meses, aunque los dirigentes no firmaron ayer el acta de los acuerdos.

Es de precisar que los otros puntos de negociación como el proyecto “Integración Coroccohuayco”, la afectación de personas con metales pesados, la reestructuración del Ministerio Público y la investigación de los atentados contra los derechos humanos en las manifestaciones fueron postergados para el próximo 3 de setiembre.

La presencia de la viceministra de Salud Pública, Nancy Zerpa Tawara, demuestra la importancia que se le está dando a las exigencias de los afectados y afectadas por metales pesados para ser atendidos de manera especializada. Dichos reclamos responden a años de indiferencia por parte de los representantes del Ministerio de Salud, quiénes todavía no atienden adecuadamente a esta población vulnerada en sus derechos a la salud, no solo en Cusco sino también en diferentes partes del país donde existen peruanos y peruanas afectadas en su salud por la extracción minera.

Asimismo, queda pendiente la investigación sobre las denuncias por disparos con balas a los manifestantes durante estos 24 días por parte de la Policía Nacional del Perú.

Cabe resaltar que, si bien las negociaciones se basaron principalmente en el bono, las exigencias por parte de la población de Espinar vienen siendo desatendidas desde hace muchos años. No olvidemos que los juicios contra el ex alcalde y dirigentes Oscar Mollohuanca, Herbert Huamán y Sergio Huamaní, continúan desde el 2012. Este proceso contrasta con la impunidad de los 3 pobladores asesinados durante aquella protesta también exigiendo mejores condiciones de vida para la provincia.

FALTA DE DEMOCRACIA

La mesa de dialogo instalada ayer bajo la mediación del obispo de la Prelatura de Sicuani, monseñor Pedro Bustamante, y con la presencia de autoridades nacionales, provincial y distritales, no reflejó los valores y principios de un dialogo democrático, transparente, de igualdad de condiciones ni de concertación. Desde el principio limitaron la participación de los dirigentes legítimamente acreditados por sus bases, quienes se quedaron en la puerta del local debido a que permitieron el ingreso de solo 12 dirigentes, incluidos los miembros de Comité de Lucha de Provincial de Espinar.

Tampoco se permitió el ingreso al representante de los jóvenes heridos durante las manifestaciones por la represión policial. El objetivo era exigir la conformación de una comisión de justicia y derechos humanos. Lo mismo ocurrió con la dirigente de los afectados por metales tóxicos a quien se le negó la entrada.  Además, se restringió la participación de la prensa y se prohibió la transmisión en vivo de la reunión.

De esta manera, la mesa de dialogo se desarrolló a puerta cerrada con un fuerte resguardo de la Fuerzas Armadas por más de seis horas de incertidumbre para el pueblo y un debate intenso con más de siete cuartos de intermedio.

La Comitiva de Alto Nivel buscaba dialogar y decidir solo con la empresa minera Antapaccay y el resto de los miembros del Comité de Gestión del Convenio Marco, quienes querían tomaron decisiones sin consultar a las bases de las organizaciones sociales.

Los integrantes del Comité de Lucha Provincial y los dirigentes acreditados fueron limitados de poder intervenir en el diálogo. Al no ser escuchados, solicitaron permiso para consultar a sus bases y abandonaron la mesa.  Luego se dirigieron a los pobladores que los esperaban en los exteriores del local e informaron sobre las propuestas que se discutían. Los pobladores ratificaron la postura a favor del bono solidario de S/ 1000; por lo que, regresaron a la mesa de diálogo para respaldar la entrega del subsidio económico.

A pesar de ello, se aprobó dar el bono de S/ 1000 no en efectivo, sino a través de tarjetas de uso múltiple. Por lo tanto, los dirigentes se negaron a firmar el acta de la mesa de diálogo y abandonaron el lugar.

Los dirigentes del Comité de Lucha Provincial fueron recibidos entre aplausos por el resto de la población que esperaba saber las conclusiones de la reunión. Al conocer los acuerdos, declararon como personas no gratas y traidores al alcalde provincial Lolo Arenas y a los alcaldes distritales por no respaldar la propuesta del pueblo.

Los acuerdos alcanzados en esta mesa de dialogo fueron los siguientes:

  1. Destinar 44 millones de soles de los fondos del Convenio Marco, de manera extraordinaria y por única vez, a través de una tarjeta de uso múltiple por un monto de 1000 soles por beneficiario para el canje con alimentos, medicinas, EPPs, abrigo, educación y pago de servicios básicos que será implementados por el equipo técnico y el Comité de Gestión del Convenio Marco.
  2. Las autoridades y dirigentes de Espinar se comprometen a levantar inmediatamente la medida de fuerza en toda la provincia de Espinar garantizando la paz social.
  3. La empresa minera Antapaccay se compromete en donar una planta de oxigeno medicinal para la provincia de Espinar.
  4. Se acuerda el reinicio del subgrupo 3 de la reformulación del Convenio Marco para el día 11 de agosto de 2020 a cargo del Ministerio de Energía y Minas.
  5. Se aprueba la segunda sesión de la mesa de diálogo (próximo 3 de setiembre) para abordar los demás puntos de la plataforma de lucha.

Finalmente, el Comité de Lucha Provincial realizará hoy una conferencia de prensa para informar sobre  su posición con respecto a los acuerdos de la mesa de dialogo.

Foto: acta de la mesa de diálogo

1 Comentario

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.